S.O.S. Huracán María

A varias semanas ya del paso del huracán María por Puerto Rico, les cuento que la isla sigue sumergida en una crisis y un estado de emergencia catastrófico.

Hoy es que por fin he tenido acceso a algo de telecomunicaciones y los servicios obviamente están limitados y restringidos. Todavía tengo familiares y amigos con los que no he podido contactar y no miento cuando les digo que el restablecimiento de los servicios de energía eléctrica y agua potable podrían tardar en ser restaurados en un periodo que puede sobrepasar los seis meses.

La imágenes que logré recopilar sobre el estado de la isla son espeluznantes. La debilidad de la red me impide mostrarles lo dramático de la situación, pero puentes desprendidos, tendido eléctrico por los suelos, devastación forestal y restos de casas sin techo son el panorama en el centro, la montaña y todos los pueblos que salen de la zona metropolitana de la isla.

No puedo explicar con palabras mi experiencia durante este fenómeno atmosférico, el rugido y la furia del viento todavía los tengo grabados en la mente. La impotencia de no poder llamar a mi hermano y a mi familia en el extranjero para decirles que estaba bien, es una sensación horrible que se agrava cuando te sumas a la lista de puertorriqueños que quedarán sin empleo hasta nuevo aviso.

Es posible que esté ausente por aquí por mucho tiempo. Compañeros y allegados perdieron sus hogares y me encuentro trabajando como voluntario para la reconstrucción de la isla y mi pueblo. Es por eso que les pido su colaboración. Las ayudas con alimentos de conservas y agua potable está tardando y no está llegando a los sectores que de verdad lo necesitan.

Tras el colapso de las telecomunicaciones, los sistemas electrónicos de pagos no están funcionando en la mayoría de los supermercados y la mayoría de los bancos e instituciones financieras no están operables. No es broma, el panorama no es alentador. Trámites como ir al mercado ahora toman horas, largas colas y cuando por fin entras al establecimiento muchos de los productos de la dieta básica del puertorriqueño ya no están disponibles.

Hay muchas organizaciones sin fines de lucro trabajando por la reconstrucción del país y muchos jóvenes y voluntarios que también estamos dando nuestro cien por ciento, pero todavía quedan muchos puertorriqueños sin agua, alimentos ni techo.

A las personas en los Estados Unidos que puedan enviar agua potable por servicio postal a las casas alcaldías y ayuntamientos se lo agradeceremos enormemente. De igual forma si pueden aportar un dólar o un centavo a cualquiera de estas entidades podremos levantar a la isla con mayor rapidez.

Me excuso por la ausencia, por no leerlos y no estar atento por estos lares. Confío en que todo esto mejorará y la Isla del Encanto vuelva a brillar.

Cuestión de criterio

tweet 2Pensaba no abordar mucho el siguiente tema, dada la horda intelectual de mi país, pero hace unos días una de nuestras últimas celebridades políticas sacó sus garras por las redes sociales para defender a su varón. Aunque, en principio me quede como con esa actitud anglosajona de “whatever”, lo cierto es que luego nuestra distinguida dama señalo en un lenguaje coloquial y urbano unas expresiones que, al menos a mí, me confirmaron lo aciago y ominoso de su candidatura a la gobernación. (Yo también tengo lenguaje de domingo pa’ impresionar a mis paisanos).

twit 01Empecemos por reconocer el derecho de cada persona a la libre expresión y a escribir lo que te nazca cuando quieras y por la red social de tu preferencia. No obstante, cuando entras en el ojo visor público, y máxime cuando preconizas a los cuatro vientos que eres la persona más apta, preparada, educada, y un sinfín más, para dirigir un país, no te puedes dar el lujo de notar como se te sale la costura en un medio social.

Pero lo que menciono hasta aquí  no es el motor de esta entrada. A mí mujeres en celo, peleas por hombres, chabacanerías del día a día puertorriqueño, me tienen sin cuidado realmente. Lo que sí me molesto fue como nuestra noble dama acusó a un desertor de su culto de “pendejo” por que no se atrevió a votar por ella como sí hizo una juventud “emzombizada” en el pasado año.

Es aquí donde quiero señalar a vuestra merced que yo no voté por usted y no fue ni por pendejo, ni por cobarde. Me quedó constancia de lo mucho que usted y su familia se “lugraron” de frondosos contratos y “panismo” político-laboral, antes de su candidatura. El día de las elecciones usted no hizo la fila como una ciudadana corriente, sino que paso por el “laito” como persona de élite en nuestra sociedad.

Sumado a eso, como filólogo que soy, no me impresionó un discurso engolado y lleno de analogías primadas de antítesis modernas. Fui ateo antes de que se pusiera de moda y el cannabis y yo nos llevamos muy bien en la universidad. También debo añadir que la supuesta preparación académica de la que tanto se jacta, es cuestionable cuando sólo escuché repetidas historias de las leyes de cabotaje y relaciones federales, tal como si estuviera leyendo “Puerto Rico: cinco siglos de historia”. Y a mi criterio, no tiene ni reverenda idea del Derecho Internacional Público y los foros de apelación y consulta.

No deseo extender esto más, ni recibir las palabras de vuestro santo ejército de defensores llamándome pendejo, independentista, estadista etc. etc. etc. Sólo quiero dejar claro que una persona pensante puede estar de acuerdo con usted o no. Un ciudadano que ejerciendo su criterio y su DERECHO al voto, decide NO endosarla no es cobarde ni pendejo. Bájese de esa nube su excelencia. Aprenda a seleccionar las luchas que debe pelear y demos gracias al todopoderoso, a Yukiyú, Ganesha, o a quien prefiera usted, que nos libraron de las garras de un tirano absolutista que señala y enjaula a cualquiera que sea diferente.

Mar Caribe – Gabriela Mistral

La cuestión colonial puertorriqueña y con un plebiscito en los hombros, llega a mí un poema que la nobel chilena Gabriela Mistral escribió, dedicado al poeta nacionalista puertorriqueño Evaristo Ribera Chevermont y que muy probablemente el noventa por ciento de los puertorriqueños desconozca. Aquí dejo el mismo.

 MAR CARIBE

A Evaristo Ribera Chevermont

Isla de Puerto Rico,
isla de palmas,
apenas cuerpo, apenas,
como la Santa,
apenas posadura
sobre las aguas;
del millar de palmeras
como más alta,
y en las dos mil colinas
como llamada.

La que como María
funde al nombrarla
y que, como paloma,
vuela nombrada.

Isla en amaneceres
de mí gozada,
sin cuerpo acongojado,
trémula de alma;
de sus constelaciones
amamantada,
en la siesta de fuego
punzada de hablas,
y otra vez en el alba,
adoncellada.

Isla en caña y cafés
apasionada;
tan dulce de decir
como una infancia;
bendita de cantar
como un ¡hosanna!
sirena sin canción
sobre las aguas,
ofendida de mar
en marejada:
¡Cordelia de las olas,
Cordelia amarga!

Seas salvada como
la corza blanca
y como el llama nuevo
del Pachacámac,
y como el huevo de oro
de la nidada,
y como la Ifigenia,
viva en la llama.

Te salven los Arcángeles
de nuestra raza:
Miguel castigador,
Rafael que marcha,
y Gabriel que conduce
la hora colmada.

Antes que en mí se acaben
marcha y mirada;
antes de que mi carne
sea una fábula
y antes que mis rodillas
vuelen en ráfagas…

Día de la liberación de Filipinas.

La Cabeza – Pedro Cabiya

La Cabeza

En alguna ocasión, en las cavilaciones de Lemriel, comenté que no suelo reseñar o hacer críticas literarias de escritores contemporáneos puertorriqueños. Esto por varias razones, la primordial es que en mi crecimiento y preparación, como estudiante de literatura, tuve la oportunidad de asistir y conocer a algunos gurús del ámbito, estando presente en la evolución hipster de la literatura puertorriqueña.

De otro lado, trabajé por un tiempo en una editorial y puedo dar fe que los puertorriqueños, si bien somos personas encantadoras, somos las personas que peor tomamos una crítica o señalamiento. Mi desarrollo cultural y social lo viví en Puerto Rico, donde actualmente me encuentro, pero antes hice mis estudios graduados en Europa y finalmente pasé varias temporadas en los Estados Unidos. Hay quien me diga que no soy la persona idónea para esta empresa.

Sin liarme más al grano, siempre, como sucede con el francés, hay excepciones y la novela La Cabeza de Pedro Cabiya merece la pena una perrogativa. Este autor puertorriqueño se coloca en el tope de la narración original dentro del reglón de los escritores puertorriqueños.

Las obras de Cabiya rompen con la percepción del lector y dan un giro al lenguaje, alejándole de la narrativa tradicional del siglo XX puertorriqueño. Es cierto que sus letras pueden navegar entre un surrealimo desmesurado con toques del tan codiciado realismo mágico. Sin embargo, Cabiya logra pasar en línea paralela entre ambos estilos sin mojarse completamente en uno de ellos.

En La Cabeza se nos cuenta sucesos irreales desde el punto de vista humano y científico, pero tratados con la armonía de la cotidianidad social y cultural puertorriqueña. No es menos cierto que conservar la mitad del cuerpo de su esposa tras un accidente, convirtiéndola en un híbrido mujer/máquina, es absurdo y tremendista. No obstante, la tranquilidad y normalidad con que se cuentan los hechos nos hacen vivir el momento y no dudar de la ficción del mismo.

El día a día que se narra en la novela es un retrato pintoresco, grotesco y sobre todo real de la sociedad contemporánea de Puerto Rico. La mezcla de valores, la relatividad del lenguaje el uso coloquial de palabras y modismos boricuas, nos sumergen de lleno en un ambiente con pinceladas del sci-fi, splatter y gore.

La Cabeza entrelaza la violencia, la anormalidad, la sensualidad y la infidelidad como estéticas del arte, haciéndonos sentir asco, repulsión, excitación y éxtasis, en cada línea leída. La historia de Gloria y Daniel nos adentra en una cotidianidad caótica pero hermosa. Cada nombre en la novela tiene su dualidad esotérica y contraparte en las tradiciones judeo-cristianas, algo que como supondrán me ató y enamoró desde el principio.

Otro aspecto a señalar es que La Cabeza goza de una estética morbosa y sexual que puede extrañar, pero deja mucho que pensar y analizar. Daniel es infiel, pero en sus prácticas sexuales libera todo el amor y frustración que siente por Gloria que es utilizada por su enfermera Raquel como un objeto sexual. Las gráficas descripciones en estas escenas nos pueden colocar ante juicios duales y erecciones incómodas.

Cierro señalando que la forma en que son destruidas las barreras entre lo real y lo inverosímil son, a mi juicio, los pilares de esta magna novela. El dominio de lo abyecto le da un título destacado a Pedro Cabiya dentro de la Literatura Puertorriqueña.

Califico esta novela con un 5/5.

badge-home-2d9db8a46455f8f5ba6fb30fbe7c637f.png

Hotel Ponce Intercontinental

IMG_2128

Estructura principal

Estoy seguro que la pasión por los lugares abandonados debe tener algún nombre, de esos que son de las palabras más bellas, pero que todavía no he dado con él. En mi caso, una criatura romántica hasta la médula, resultan siendo espacios sagrados, pequeños lugares donde conectar con el Nirvana.

La tarde del pasado jueves me aventuré por el sur de Puerto Rico, al pueblo de Ponce. Allí muy cerca del Castillo Serrallés y la Cruceta del Vigía está la estructura del abanado Hotel Ponce Intercontinental.

Catalogado por periódicos locales como un fantasma a la vista, la historia del hotel se remonta a su año de apertura en 1960, siendo uno de los hoteles más lujos y destacados de la época, no sólo del área sur de la isla, sino de todo Puerto Rico.

pi1-317x132 promoción

InterContinental, promoción

La aerolínea Pan American World Airways fue la creadora de la cadena de hoteles Intercontinental. En su génesis, el motor principal para estos hoteles era ofrecer hospedería y alojamiento a personal de la aerolínea y pasajeros, en lugares donde no existieran hoteles de lujo, como era el caso del municipio de Ponce.

BeFunky Collage_yZtY5OSVRluXrRdHvRPd-4000x2567

Más promoción

El diseño del hotel estuvo a cargo del arquitecto William B. Tabler, que optó por un modelo de estilo moderno que aprovecha la altitud geográfica de su ubicación para sacarle un mejor disfrute a las brisas y las luces naturales. El interior del hotel se decoró con lo que la historia local pasó a llamar estilo futurista, pero que poco o nada tiene que ver con el Futurismo italiano del siglo XX.

Ponce, y posiblemente toda la isla, recibió al Hotel con entusiasmo. La prensa local nos deja evidencia de esto. En el periódico El Nuevo Día, en su edición del 1 de febrero de 1960 aparecen las siguientes expresiones:

¡Hoy! Apertura del Nuevo…del Incomparable…Hotel El Ponce. En la costa sur de Puerto Rico…En la Señorial Ciudad de Ponce…En lo alto del Histórico El Vigía…Se Yergue majestuoso y regio…¡El Ponce!

¡El Ponce no es otro hotel más! Es el Hotel que vislumbrará a todos por su localización privilegiada y única; Por su belleza incomparable y la variedad panorámica que se domina desde sus terrazas, habitaciones y balcones;Por su elegancia; Por el Servicio esmerado que ofrece; Por su cocina típica e Internacional. Decididamente el Hotel Ponce se impondrá como un Hotel excepcional.

¡Y que muchas cosas agradables se ofrecen en El Ponce! Moderna piscina circular; comodidades y facilidades para visitantes y huéspedes, para reuniones y almuerzos de hombres de negocios, para fiestas privadas; ambiente siempre distinguido y selecto.

¡Y es muy fácil llegar al Ponce! El Hotel queda a solo media hora de San Juan por avión; a dos horas de San Juan en automóvil. Si está usted en Ponce, solo tendrá que subir a la loma.

Los esperamos a todos a comer los deliciosos almuerzos-Buffet, que solo costarán $3.75; a Bailar y comer en el elegante Salón Ponciana, donde los precios a la carta fluctuan entre $2.85 y $6.50; A Saborear Cocteles en el simpático Bar Coquí; o a comer en el ambiente familiar de El Cafetal.

ichaconpromo

El show de Iris Chacón

En su corta vida, el hotel sirvió de cobijo y albergue a celebridades locales e internacionales, políticos que gustaban de almorzar y fijar sus reuniones en sus salones, turistas de diferentes regiones del mundo y a muchísimos puertorriqueños que gustaban de visitar la ciudad señorial y del repertorio de actividades que brindó el hotel.

La ubicación del hotel es de ensueño, en la loma del sector El Vigía, cuenta con una de las vistas más espectaculares a todo el centro urbano de Ponce, la costa sur de Puerto Rico y la isla de Caja de Muerto en el Mar Caribe. Sumado a las atracciones turísticas ya mencionadas; el Castillo Serrallés y la Cruceta del Vigía.

IMG_2095

Foto desde el 5to piso 03/09/2017

En 1975, en lo que todavía sigue siendo un misterio, el hotel cerró operaciones alegando razones económicas y conflictos laborales. Algunos sectores señalan el difícil acceso al hotel y la negativa del gobierno por mejorar el camino, como principal motivo del cierre. Se ha mencionado también, el descenso de la CORCO y por consiguiente bajas en los intereses en la costa sur de la isla, como motivo del cierre del hotel. Los años siguientes fueron de rumores, especulaciones e intereses en reabrir y renovar el hotel, pero ningún proyecto vio la luz.

CQtKKjhUkAA26wYEl 1985 es un año que marcó la historia de Puerto Rico con la tragedia o desastre de Mameyes. Intensas lluvias productos de una onda tropical desprendieron los terrenos del sector Mameyes en Ponce, dejando 129 muertos y alrededor de 300 familias sin hogar. Rafael Hernández Colón, gobernador de turno, compró las facilidades del hotel para designarlo como refugio y albergue de los damnificados. Una vez reubicadas las familias, y sin ningún huésped, el hotel fue completamente abandonado.

IMG_2106

Pasillo principal

Diferentes compañías del sector privado y algunos proyectos públicos, han intentado revivir el hotel. Ningún proyecto a visto la luz. Muchos apuestan por la demolición de la facilidad y la construcción de apartamentos de lujo, otros abogan por remodelar y aprovechar las facilidades ya existentes. El desacuerdo y las trabas siguen imperando y siendo la orden del día.

Pese a todo esto, el hotel continúa recibiendo a muchos curiosos y amantes de lo abandonado, como yo, que guiados por la curiosidad y los rumores, se entregan a unos muros cargados de historia, añoranza y nostalgia.

Muchos de los refugiados de la tragedia de Mameyes murieron en las facilidades debido a heridas y complicaciones que recibieron durante la desgracia y su traslado. Esto ha sido un punto de partida para cuentos y leyendas urbanas y paranormales.

Los grupos de parapsicología que visitan el hotel reportan apariciones, siendo el sótano el lugar con más índice de actividad paranormal. En los reportes también se señalan voces de hombres y mujeres, música bailable, risas, gritos, llantos y lamentos (posiblemente de las víctimas de Mameyes).

Hace cinco años un hombre falleció al caer del tercer piso del hotel. Todo apunta a que fue un suicidio, concordando con unas de las apariciones reportadas en el cuarto piso donde una mujer se lanza desde el balcón. En el recorrido por los alrededores del hotel curiosamente encuentras la siguiente nota:

IMG_2044

IMG_2093Noticias más recientes revelaron que el cadáver de un joven de 18 años fue encontrado con el cráneo roto, en el área de la piscina. Sumando así más horror y fascinación a este lugar. Personalmente no puedo afirmar los rumores y las historias, mi furor y excitación eran tan altos que yo sólo tomaba fotografías y escuchaba los gritos de advertencia de mi compañera.

Pero la leyenda dice que si te quedas el tiempo suficiente en el área del recibidor o en el sótano escucharás a gente hablando, caminando, riéndose y gritando, como si el hotel tuviera las puertas abiertas…

 

 

Jueves de Torrijas

Llega semana santa y otro año me encuentro lejos del hogar de mis abuelos, por aquí no hay muchas panaderías españolas y las que hay se han “criollizado” por lo que sólo encuentras las versiones “hipsters” de los platos. Para mí, Semana Santa es sinónimo de Torrijas, así que indagué entre los viejos apuntes de la abuela Montserrat que todavía conservamos y me aventuré a prepararlas, teniendo un fortuito destino. Por acá, amigos y conocidos me han preguntado el proceso y aquí os lo cuento, aclarando claro que existen diferentes procesos y que cada cocinero le da sus toques personales.

Archivo 03-24-16 1 40 38 p.m.Lo primero son los ingredientes:

  • Pan francés (preferiblemente de más de un día para que esté duro)
  • Pieles de naranja y limón
  • Canela en rama y en polvo
  • Leche (fresca a mi preferencia)
  • Huevos
  • Azúcar moreno y blanco
  • Aceite de girasol (puro a mi preferencia).
  • Mucho, mucho, pero mucho amor.

Procedimiento:

  • Lo primero es cortar el pan en rodajas. Luego poner a calentar la leche, las pieles de naranja y limón, la canela en rama y el azúcar para ir creando un almíbar. Sobre la cantidad necesaria, dependerá de cuántas torrijas se vayan a hacer y del gusto de cada persona, yo soy bastante generoso en la cantidad de azúcar que utilizo. Me dejo guiar más que por la cantidad, por el olor. Antes de que la leche comience a hervir llegará un olor genial a la atmósfera y es entonces el momento de apagar el fuego.
  • Mientras realizamos el paso anterior batimos los huevos.
  • Lo siguiente será mojar las rebanadas de pan en el almíbar caliente y dejarlas reposar por unos aproximados 30 minutos, es vital que las rebanadas estén bien empapadas.
  • Mientras ponemos el aceite de girasol a calentar rebozamos las rebanadas de pan en los huevos y a la sartén para freírlas. Tampoco me guío por un tiempo exacto en el cual freír el pan, la clave aquí está en el color, ir dándole vueltas hasta que las torrijas vayan adquiriendo un dorado de ensueño.
  • Finalmente escurrimos las torrijas y en un plato vertimos azúcar moreno, blanco y canela en polvo. Damos vuelta y vuelta a las torrijas en el plato y lo que quedó del almíbar anterior lo vertimos sobre ellas y las dejamos reposar.
  • Yo soy de los que se las come luego de unos 15 – 20 minutos, aquí también depende del gusto de cada quién, mi padre por ejemplo prefiere refrigerarlas y luego comerlas.

Archivo 03-24-16 2 55 08 p.m.

Sea como sea y como cada quien prefiera, el amor y el empeño es la clave para disfrutar unas torrijas con sabor a gloria y éxtasis. Un fuerte abrazo a todos.

¿Una Grecia en el Caribe?

GRE PURA este ritmo de entras y temáticas acabaré tornando el blog en una apología boricua, pero ese no es el punto de hoy. Grecia sigue en los titulares y focos de atención internacional. Más allá de toda la crisis y los riesgos de la misma, todavía en el subconsciente humano occidental, existe una cierta simpatía por el pueblo heleno, los hijos de Sócrates, Platón y Aristóteles. Es algo parecido al sentimiento de culpa y deuda que tenemos hacia el pueblo judío y hace que nos pongamos las gafas oscuras e ignoremos lo que ocurre en Palestina.

Antes de liarme más, retomo el tema principal de esta entrada, la popularidad helénica que ha abarrotado los medios informativos todavía nos tiene entre intrigas y sorpresas y con el pan griego en la boca. Ahora bien, para bien o para mal cualquier país en crisis o con problemas económicos severos se mete en un saco y se mide con la misma vara que medimos a Grecia.

puertoricoEs aquí donde entra Puerto Rico, una isla en el Caribe sumergida y bordeada por un mar de deuda pública y un océano de impotencia e incapacidad de acción. Los ingredientes son perfectos y parecen mezclar para que, nuevamente, seamos víctimas de los medios y comencemos con el arte de dar nombres y llamemos a Puerto Rico la La Grecia del Caribe, un título digno de Best Seller y cosméticamente lindo para las ventas.

Si es cierto que tanto Grecia como Puerto Rico enfrentan una crisis económica y fiscal alarmante, no considero propio, ni oportuno, el empleo del término cosmético y la constante comparación y alusión de los periódicos y medios informativos. También es verdad que la deuda pública y los mecanismos a emplear son los puntos más especulativos que tienen en tensión a los gobiernos de Atenas y San Juan y que posiblemente sean los talones de Aquiles de ambos territorios.

Los orígenes de las deudas en Grecia y Puerto Rico son similares: deficiencias presupuestarias cubiertas con préstamos, baja competitividad, sistemas de pensiones deficitarios, altos niveles de evasión contributiva, gasto público elevado, alto endeudamiento y poca transparencia en las estadísticas económicas.

No obstante, comencemos pues a aclarar algunos puntos. Grecia es un Estado soberano, una República Parlamentaria para ser más exactos. Si bien es cierto que dado su ingreso en la Unión Europea y la Eurozona no tiene autonomía fiscal y posibilidad de emitir y devaluar moneda, sí es un Estado soberano jurídicamente hablando. Algo que no sucede con Puerto Rico.

Mucho se dice del año 1898, pero en forma general se habla de la pérdida de España de sus últimas colonias ante los Estados Unidos de América. Pocos saben, que Estados Unidos pagó por las Islas Filipinas, que Cuba pasó a su administración con un arreglo especial y que solamente Guam y Puerto Rico fueron cedidas como Botín de Guerra, título vigente hasta el día de hoy, sólo que para hacerlo más dulce a la Sociedad Internacional se le da el nombre de Territorio no incorporado.

Puerto Rico es pues un territorio que en 1952 sale de la lista del comité descolonizador de Naciones Unidas gracias a gran farsa llamada Estado Libre Asociado, que queda aún más hermoso cuando es traducido al inglés como Commonwealth of Puerto Rico. Hablemos entonces de un Estado Libre, pero Asociado, que no tiene ciudadanía propia, sino la estadounidense y que puede ser revocada en cualquier momento, que su jefe de estado es el Presidente de los Estados Unidos, por el cual no pueden votar, que eligen un gobernador y cámara de senado cada cuatro años, pero que el Presidente y el Congreso estadounidense pueden vetar cuando lo estimen oportuno, que no puede realizar tratados comerciales ni internacionales con ningún Estado o territorio, que no tiene representación internacional en ninguna organización o Estado y que está atado a unas leyes de cabotaje que le obligan a usar la marina mercante estadounidense, la segunda más cara a nivel mundial, hablemos pues de una colonia pura y dura y no de un Estado Libre Asociado.

Mencionado lo anterior queda claro que a pesar de que Grecia y Puerto Rico tengan deudas públicas los procesos y los abismos de las mismas son muy diferentes y en nada que no sea la palabra deuda se podrían comparar. La Unión Europea, que no debatiré si para bien o para mal, tiene y necesita la recuperación de Grecia, sea dentro de la eurozona o no, pero tiene un miembro al que tendrá que rescatar y tenderle la mano, ya luego decidirán si emprender un camino agarrados de la mano o separados.

Estados Unidos en palabras melifluas del salvador y presidente Barack Obama, le ha dicho a Puerto Rico como en su momento dijo Gerald Ford al alcalde de Nueva York, muéranse. Puerto Rico no puede acogerse al estatuto de quiebra, pues no es un estado de la unión. El Congreso estadounidense parece entonces no tener ningún compromiso con Puerto Rico pues ellos tienen las manos blancas. Puerto Rico no puede tomar más préstamos para abonar la deuda y los impuestos y aumentos en los servicios ya sobrepasan el 11.5%. Es curioso, yo diría más bien irónico, como no se deja a Puerto Rico tener soberanía, pues no están preparados, pero a la hora de problemas serios que se las resuelva como pueda.

Para cerrar y no hacer la entrada más larga, Grecia tiene capacidad para tomar decisiones sobre su futuro, es más sorprendente aún cuando vemos como el pueblo heleno se levanta y decide coger al toro por los cuernos. Puerto Rico no puede tomar decisiones más allá de afectar a sus ciudadanos aumentándole los impuestos. En suma, el pueblo puertorriqueño no tiene los cojones en el sitio para salir a la calle, tomar el senado y hacer un referéndum.

Crecimos en una atmósfera de miedo, donde asesinan y encarcelan a nuestros presos políticos. Desde pequeños se nos enseña a seguir un partido político de forma ciega y a venerar y besarle los pies a quien nos patea el culo cada día. La culpa es muy dura de cargar y tan fea que nadie la quiere, nuevamente se la echamos al gobernador de turno y a su partido. Todo lo arreglaremos dándole el voto al partido contrario en las siguientes elecciones.

No, no hay una Grecia en el Caribe, hay una colonia, como muchas más, que si bien es víctima de un tirano, también es presa de su propio pueblo y su mentalidad colonizada, que no se atreve a emprender un cambio pues se conforma con las migajas pensando que siempre habrá algo peor y que sin Estados Unidos seriamos otra Cuba en el Caribe.

A diferencia de la opinión de muchos, el estatus jurídico de Puerto Rico sí está en discusión y es un asunto que bien podría ayudar a zanjar la actual crisis económica y fiscal.

Antes que Cuba, Puerto Rico había eliminado la transmisión del VIH de madre a hijo

FRANCE-MATERNITY-DELIVERYBueno, perdonad si rompo la ilusión de algunos. Hace unos días cuando la noticia titular había sido que Cuba era el país pionero en la eliminación de la transmisión del VIH de madre a hijo, discutía con varios amigos y colegas sobre la veracidad de los artículos. Resulta que no me era ajeno la labor que la Dra. Zorilla y el Recinto de Ciencias Médicas habían estado haciendo, desde hacía ya años en este campo en la isla de Puerto Rico.

Hoy me levanté con las nuevas de que varios periódicos locales corroboraron y aclararon la noticia. Me apena un poco si este “post” le quita un poco de protagonismo publicitario a mi querida Cuba, pero las noticias hay que difundirlas y aclararlas tal y como son. Desde el 2011 en Puerto Rico no se ha reportado ningún caso de transmisión de VIH de madre a hijo.

“Puerto Rico ha sido pionero en los tratamientos y en el cuidado prenatal necesario para las mujeres embarazadas que viven con VIH, para así lograr que cientos de niños nazcan saludables y que cientos de familias vivan con esperanzas”, destacó la doctora Carmen Zorrilla, quien dirige el Centro de Estudios Materno Infantil (CEMI) del Recinto de Ciencias Médicas (RCM) de la Universidad de Puerto Rico (UPR).

De las 83 mujeres con VIH que han dado a luz desde el 2011 en Puerto Rico, ninguna les transmitió la condición a sus hijos.

El 30 de junio de 2015 la Organización Mundial de la Salud, desde la Organización Panamericana de la Salud, declaró a Cuba como el primer país del mundo que ha eliminado la transmisión del VIH y de sífilis de madre a infante.

“Este anuncio no consideró a muchos países y jurisdicciones que han logrado reducciones en la transmisión de madre a infante, incluyendo a Puerto Rico. Sin querer desmerecer lo que nuestros hermanos de Cuba celebran hoy, nosotros celebramos que en Puerto Rico hemos eliminado la transmisión del VIH de madres a infantes desde el año 2011 y en el CEMI lo logramos desde el 2003”, destacó la doctora Zorrilla, quien se destaca como investigadora y profesora del Departamento Obstetricia y Ginecología de la Escuela de Medicina del RCM.

Somos un país a medias jurídicamente hablando, no tenemos soberanía salvo para Miss Universe y eventos deportivos, carecemos de ciudadanía propia y hasta hemos perdido, según algunos, la condición y nuestro lugar en los mapas Iberoamericanos y Latinoamericanos. Creo que un poco de reconocimiento internacional abona a la deuda que la Sociedad Internacional tiene para con Puerto Rico.

Enlaces a diarios de consulta:

Noticias24/7

Metropr

Endi

Noticel