A un coleccionista de Historias de Amor

16 – mayo – 2015

 

Hirsuto PN:Pablix

 

Habías pedido que entregáramos una historia de amor. ¡Oh coleccionista de historias! ¿Cómo iba yo a entregarte mi historia si tú eres el protagonista? La historia comenzó cuando te vi, así tan pijo y encantador. El cielo tan azul y las ya frías brisas del otoño hacían juego y reflejo en los lentes de tus espejuelos, y el vello de tu pecho que se asomaba por el cuello de aquella camisa de cuadros y botones me tenían embriagado.

Ni te hablé ni me hablaste. Creí que sólo sería una efímera fantasía más, pero llegó ese día, esa mañana en la que me invitaste un café y yo solamente pude asentir con la cabeza y quedarme sin habla mientras observaba la armonía al verte liar el cigarrillo y sentí la vida que salía con cada nube de humo de tu boca.

Sé que nunca contaré esto, pero aquí está la historia que pediste,

 

A