Solivagando en Islandia

IMG_6908En esta entrada me propongo dos cosas; una reseñar un poco mi última aventura en Islandia y otra desmentir y aclarar la realidad de lo que es viajar a Islandia en pleno invierno. Como muchos de vosotros sabéis, vivo en una isla en el caribe y me hace especial ilusión conocer y visitar nuevos pedazos de tierra rodeados por agua, en diferentes latitudes del mundo.

62429-004-B9A2E64DIslandia es un país muy rico en cultura e historia y ni hablar de belleza y riqueza geográfica y escénica. La abundancia y diversidad en Islandia es tan amplia que te garantiza muchos suspiros y emociones en lapsos tan cortos como cinco minutos. Eso sí, no es un destino al cual ir a improvisar, por algunas razones; la transportación pública no es buena o no existe, los días y las noches pueden ser muy cortos o muy largos, los cambios en el clima son abundantes y la distribución demográfica de la isla es muy impredecible.

IMG_6660Es por estas razones, y otras menores, que si nos animamos visitar a Islandia debemos hacer un esquema sobre qué queremos visitar y trazar un mapa con la ruta, calculando el tiempo y las distancias. Mi consejo es hacer una búsqueda propia y no leer los mismos blogs repetitivos en lo que sólo se nos dice “Islandia es cara”.

El aeropuerto internacional de Islandia se encuentra en Keflavík, que es un centro urbano, a 40 kilómetros de Reykjavík, la capital. Es un dato a tener presente ya que al aterrizar no llegamos a la gran ciudad islandesa y no contamos con un tren que nos llevará directo y sin escalas al centro islandés. Aquí entonces encontramos diferentes opciones, comprar “tours” o excursiones que nos recogen en el aeropuerto y nos desplazan por la isla, comprar *con antelación* algún “shuttle bus” Keflavík-Reykjavík o rentar un coche.

Yo me incliné por alquilar un coche y es lo que os recomiendo. La excursiones, si bien cuentan con un guía en el idioma de vuestra elección, son bastante costosas, entiéndase $100 en adelante, y son un poco restrictivas a la hora de apreciar la diversidad de Islandia. Aquí rompo el primer mito de viajar a Islandia en invierno; la transportación. Buscando en Internet sólo lees que las compañías de alquiler de coches son muy malas, caras y poco diligentes. En mi caso probé con Blue Car Rental y os digo que la experiencia fue más que placentera. Comencé la tramitación por internet, me dejaron cambiar el modelo del coche en dos ocasiones, sin ningún tipo de costo adicional, pagué la cantidad estipulada en la web y con el seguro básico del coche no enfrenté ningún tipo de inconveniente. Casi todas las compañías de alquiler de vehículos tienen convenios con gasolineras que te dan entre un 3 a un 5% de descuento al llenar el taque con ellos. Algo muy práctico si te animas a recorrer la isla.

IMG_7513Es muy importante hacerse de un GPS o mapa actualizado y siempre llenar el tanque. En Islandia podemos encontrarnos que entre pueblos de cincuenta kilómetros de distancia no hay nada más que la carretera. Así que por cuestión de prevención, lo mejor es llevar el tanque siempre lleno.

Escoger la ruta para visitar Islandia es toda una aventura. Islandia cuenta con una carretera nacional que bordea toda la isla y conecta las principales ciudades y puntos de interés. Esta carretera esta pavimentada y en muy buenas condiciones para transitar y es periódica la limpieza de nieve y hielo acumulado, por lo que no necesitamos mallas, cadenas, ni neumáticos gigantes para atravesar la isla. Eso sí el oeste y norte de Islandia son las zonas geográficas y climáticas más inestables y cambiantes por lo que algunos tramos pueden estar cerrados por cortos periodos.

IMG_6673De primeras mi propuesta era bordear la isla, pero sólo tenía 8 días de vacaciones así que fui realista y opté por conocer el sur de Islandia. Aquí vamos a romper otro mito; el alojamiento. Mi elección fue por escoger alojamientos por Airbnb y en lugares donde no encontré de estos, opté por hostales y hoteles. En general conseguí habitaciones y estancias que fluctúan desde los $80 a los $120 por noche, como ven no es tan caro, algunos incluyen el desayuno.

0B48EAA5-907E-4D08-A386-31F52518C19AEl primer día lo pasé en Keflavík, en The Base Hotel & Hostel, el alojamiento fue muy agradable, es un hostal de corte europea y un lugar de encuentro de muchos turistas y excursiones por lo que puedes conectar con muchos extranjeros interesados en conocer la isla y hacer muy buenos contactos. Si optas por este tipo de alojamientos que cuentan con utensilios y enseres de cocina mi consejo es que visites un supermercado Bónus o Krónan (me inclino más por el Krónan que tiene más variedad) aquí te puedes hacer de alimentos a muy buenos precios y así evitas gastar tanto en comidas. Al viajar en invierno las temperaturas se mantiene frescas por lo que puedes comprar lácteos y carnes sin temor a que se estropeen.

IMG_6704Volviendo a Keflavík, os cuento que es un lugar en el que encontramos diferentes actividades para hacer. Yo visité el Museo Nacional Vikingo, es un museo chico pero interesante. Los alrededores del museo son muy guapos, apreciamos el océano Atlántico, esculturas vikingas y si caminamos un poco llegamos a una villa vikinga que decorada con la nieve invernal parece un poblado de ensueño.

Visité también la Giantess Cave. Desde el camino puedes apreciar el puerto deportivo de Keflavík y la cueva que es la casa de una gigante recurrente en la literatura infantil islandesa. En la cueva encuentras los muebles enormes a la gigante en la mecedora y los niños que visitan la cueva pueden dejar una carta en el buzón de la gigante o sus chupones en el árbol dentro de la cueva.

IMG_6777

IMG_6808Si el frío se vuelve pesado o las condiciones del tiempo se tornan hostiles y les apetece alguna bebida caliente, les recomiendo que visiten Café Petite este lugar en Keflavík me cautivó tanto que  lo reseñaré en una próxima entrada.

El día siguiente puse rumbo a unos de los lugares más icónicos de Islandia el Blue Lagoon. Un consejo si a alguno se anima a visitarlo es hacerlo el primero o el último día de la estancia en Islandia debido a que está muy cerca del aeropuerto de Keflavík. Esta laguna geotermal es un SPA que lo recomiendo mucho. El costo por el pase sencillo es de $97, el mismo te incluye el acceso a la laguna, una mascarilla y una bebida. Si comparamos los precios de SPA por ciudades rondan entre los $80 a los $150 dependiendo el tiempo y los servicios solicitados, así que como ven no es tan caro. Eso sí es importante que hagan la reservación con antelación porque se llena mucho y las entradas son restringidas por horas. La compra del billete sólo se maneja de forma electrónica en la web de Blue Lagoon por lo que van a requerir de una tarjeta de crédito para poder entrar.

IMG_6911El contraste del frío con el calor es de primeras un golpe fuerte, pero no se preocupen que muy pronto se acostumbran y no van a querer salir del Blue Lagoon. Las últimas revistas de viajes incluyen este lugar en las lista de las 25 maravillas contemporáneas. No voy a negar que es un poco esnob, pero os aseguro que no os vais a arrepentir.

Los alrededores del establecimiento son muy agradables y puedes dar algunos recorridos mientras llega la hora de tu entrada. De igual forma las facilidades cuentan con tiendas de cosméticos y comestibles por lo que podemos tomar un café o comer algo ligero antes de entrar o al salir.

IMG_6959

IMG_7174Esa noche la pasé en Selfoss, un centro urbano islandés de unos 6,000 habitantes. Aquí me quedé en el Hi Hostel y os lo recomiendo a todos, vas un poco a tu vera, es bastante acogedor y la ubicación es genial, en plena carretera central de la ciudad y con restaurantes y supermercados muy cerca.

Continué el camino hacia el Grímsnes; un volcán dormido que alberga el lago de crater Kerið. En el camino los paisajes impresionan muchísimo y el asombro mayor me la llevé al llegar. La inmensa mayoría de las fotos sobre este lago son en verano por lo que esperaba ver el azul del lago y me encontré con el lago y los alrededores completamente congelados. Lo mejor no fue eso, una pequeña nevada comenzó a azotar, peligroso, pero encantador.

IMG_7224

IMG_7268Aquí quiero mencionar algo muy importante sobre Islandia, muchos de los atractivos turísticos son peligrosos en gran medida por los cambios climáticos y la diversidad geológica de la isla, es importante tener mucha precaución debido a que muchos de los atractivos no cuentan con personal de vigilancia, vas completamente a tu vera sin ninguna supervisión local, por lo tanto, intenta evitar accidentes lo más que puedas. Atención también al frío que afecta un poco la batería de los celulares y cámaras, por lo que es totalmente normal que de momento el móvil se apague o quede con 12% de pila o menos.

IMG_7337Dejando un poco atrás Selfoss puse camino hacia Hella mi siguiente destino. En Hella no hay mucho que ver o hacer, pero su ubicación entre tantos magníficos lugares la hace una estancia muy conveniente y económica para pasar la noche. Aquí fue mi primer atisbo de auroras boreales. Si os apetece probar las delicias típicas como el steak de caballo, Hella tiene muy buenos restaurantes en los que también encuentras hamburguesas y pizzas a precios módicos de turismo.

IMG_7368

IMG_7407Al día siguiente puse marcha a la zona más baja de Islandia Vík í Mýrdal. Camino a Vík hay muchas cosas para ver y la carretera te regala muchos paisajes de ensueño por lo que es bueno llevar la cámara fotográfica siempre lista. Yo tracé mi ruta y comencé por las cascadas. La primera en visitar fue Seljalandsfoss. La entrada es gratuita, sólo se paga 700 isk (unos $5) de estacionamiento. Así que ya ven, no es nada caro ni extravagante.

Una de las buenas razones para visitar Islandia en invierno es que no hay tantos turistas, por lo que muchas de las atracciones están muy cómodas en cuestión a espacio, del mismo modo tenemos un poco más de libertad a la hora de hacer fotos.

IMG_7409

Un error que cometen muchos es pensar en Islandia como el lugar más frío del planeta Tierra. Esto es algo totalmente falso, vamos a ver, frío si que es, pero no hay que exagerar la corriente marina que alberga Islandia, así como su diversidad geológica no permiten que Islandia sea el lugar más frío en el globo terráqueo. Nueva York, Seattle, la inmensa mayoría de Canadá y Rusia, comparten temperaturas más frías que la promedio de Islandia.  Así que abrigarse bien y unas buenas botas y listo, quizás una capa de ropa térmica un buen abrigo y a conocer la isla mágica sin temor a congelarnos.

IMG_7443Una de las cosas más hermosas que te regala Islandia es que en su cielo, dependiendo la hora, puedes contemplar el sol y la luna a la misma vez. Es algo un tanto poético y romántico que me destruyó y desarmó por completo, una imagen que guardaré en la memoria por siempre y que seguramente le escribiré unas cuantas epístolas.

La segunda cascada que visité fue una más famosa y concurrida; Skofagoss.  Este lugar comparte un complejo que incluye el Skógar Museum, un hotel, local de excursiones y restaurantes. La entrada también es gratuita y para el uso de los baños se deja una donación IMG_7587sugerida. Los islandeses son personas que se fían mucho de la buena intención del hombre, por lo tanto muchos de estos pagos los haces en urnas sin ningún control. Así que seamos prudentes y corteses con la amabilidad islandesa.

En esta cascada por cuestión de seguridad si debemos llevar las púas protectoras en las botas dado que la capa de hielo del suelo es muy resbaladiza.

Pero no todo fueron cascadas camino a Vík. A veces, y sólo a veces, soy un poco esnob, una de las atracciones que quería conocer de Islandia era el avión DC 3 estrellado en Sólheimasandur. Así que ese fue el siguiente destino.

IMG_7600Llegar hasta el estacionamiento es muy fácil sigues por la carretera nacional y lo verás más pronto que tarde a la derecha de la vía, está muy bien identificado por lo que no hay pérdida alguna. En internet se dice que es una travesía de tres a cuatro horas. Aquí rompo otro mito, del aparcamiento al avión me tomó una hora y dos minutos la ida y otra hora la vuelta. El tiempo dependerá de la rapidez de cada persona y del clima. En invierno, como ya saben, el clima es muy inestable. Yo comencé el sendero con un sol radiante y a mitad de trayecto una tormenta azotó por lo que me tarde más de lo pensado en llegar.

A mi juicio es una maravilla que deben visitar si van a Islandia, la historia de este avión se remonta a la guerra fría y es un aeroplano de las fuerzas estadounidenses que tuvo que realizar un forzoso aterrizaje en una playa de arena negra en el sur de Islandia y ahí se quedó hasta nuestros días. Si son personas, como yo, que los lugares abandonados los inspiran, les va a encantar.

IMG_7729Literalmente la zona es un desierto, si cae una buena nevada no se aprecia el contrate que hace la arena negra de la playa con el avión, pero es igual de alucinante ver los copos de nieve, el avión estrellado y la furia del mar detrás del avión.

En mi caso la tormenta me sacó un poco de tiempo, como les comenté el frío en varias ocasiones me apagó el móvil y llego un momento que una capa de nieve cubría todo mi gorro y abrigo. En fin, al llegar al avión el éxtasis fue tan grande que perdí el sentido de dirección y nunca vi el mar hasta los segundos en que me disponía a marcharme del lugar.

IMG_7733

IMG_7782Superado el éxtasis del avión llegué a Vík y allí me enamoré y amé todavía más a Islandia. Llegué tarde así que me dediqué a retratar el ocaso y hacer algunas compras.

Vík fue uno de mis lugares favoritos de todo Islandia. Es un pacífico y pequeño pueblo de unos trescientos cincuenta habitantes, pero con mucho que ofrecer. Si son fanáticos de Juego de Tronos aquí están las emblemáticas rocas y la playa de arena negra que dan vida a Eastwatch-by-the-sea.

Según las leyendas islandesas estas rocas son “trols” que quedaron atrapados en el mar y fueron petrificados por la luz del sol.

IMG_7834 Acorde con la leyenda en una pequeña montaña se encuentra otro ícono de Vík; su iglesia. Curiosamente estos dos lugares crean una simbiosis que, en efecto, da la impresión de que la iglesia vigila a los “trols”. Otra de las leyendas dice que las rocas son los dedos de un gigante sumergido.

Dependiendo la temporada del año en Vík también podrían observar una colonia de los famosos frailecillos, pero el invierno no es la temporada idónea para esa actividad.

Eso sí, si desean comprar llaveros, tazas, sellos, parches o cualquier “souvenir”, Vík es el lugar idóneo dado que cuenta con varias tiendas de este tipo y los precios son mucho más económicos que en la capital.

IMG_7860IMG_7905La coimetrofilia es una parafilia sexual y se define como un persistente deseo e injustificada atracción por los cementerios. No supe de ella hasta hace algunos años, pero desde pequeño siempre sentí esa pasión y obsesión por los cementerios.

En todos mis viajes programo visitar algún cementerio, pero en esta ocasión no lo coordiné. Sin embargo, un camino frío tras la iglesia me guió a una cuesta helada y en la cima de la montaña llegué hasta el cementerio de Vík. ¡Serendipia! No voy a intentar explicar con palabras un suceso que me desbordó el alma, así que continuaré con el recorrido.

Las vistas y panoramas que observas desde estas montañas son mágicas. Desde cualquier ángulo que miréis os garantizo muchos suspiros y ensueños. Mi consejo aquí es madrugar, tan pronto como los primeros rayos de sol comiencen a besar el suelo, hay que salir. Esto por varias cosas, las fotos con la luz del alba son simplemente geniales, todavía podrán observar a la luna y al sol compartiendo en cielo y no tendrán turistas almacenado y podrán tomar más fotos a su aire.

IMG_7984.JPG

3A58DFB1-AFE7-45DC-98A7-46CA5280C486

IMG_8067Desde Vík partí un largo camino para llegar a Höfn y conocer el mayor glaciar en volumen de Europa el Vatnajökull. Debido a un cambio drástico en las temperaturas me toco reajustar la ruta y llegar hasta Kirkjubæjarklaustur. Así que vi el glaciar desde la distancia en el Fosshotel Nupar. Este pequeño hotel es una estación en medio de un desierto de nieve (en invierno). No hay nada más cerca a los alrededores por lo que es casi obligatorio cenar en el mismo hotel, pero los precios son bastante accesibles.

Aunque con un poco de pesar por no poder llegar hasta el glaciar, no me puedo quejar del todo. La ubicación del hotel es idónea para apreciar las auroras boreales y os tengo que decir que viví una noche mágica llena de auroras. En relación a este tema hay que tener varias cuestiones presentes, muchos turistas creen que por el sólo hecho de visitar Islandia van a ver auroras. Para poder apreciar estas bellezas son necesarios dos factores claves; cielos despejados y actividad solar en el exterior. Como ven son cosas que están fuera de nuestro control.

IMG_8087

IMG_8570La mejor estación para ver las auroras es el invierno porque hay mucha noche y más actividad solar. Los pueblos pequeños y los suburbios de Islandia son los espacios idóneos para vivir esta experiencia mágica.

Literalmente, hay que prepararse para una noche de cacería y a veces puede resultar algo tedioso, pero créanme vale la pena. Hay aplicaciones que predicen las auroras, pero la inmensa mayoría son verdaderos timos. Lo mejor es consultar una web meteorológica y ver el porcentaje de nubes si está en 40 o menos ya es casi seguro que verás algún destello, pero claro no olviden que si no hubo actividad solar no pasará nada.

IMG_8652Igual de impredecibles son los espectáculos, pueden estar adornando el cielo con magia por una hora o más consecutivamente y luego desaparecer de golpe y volver nuevamente en dos horas y así hasta que acabe la noche. Mi consejo para poder retratarlas es tener un trípode y usar la opción de disparos múltiples. Si tenéis una cámara con mando para tomar la captura mucho mejor, es casi seguro que harán fotos casi tan buenas como estas que os muestro.

Todavía escribo esto y me emociono mucho. Esta experiencia fue única y creo que jamás la voy a superar, pero con mis vacaciones llegando a su final y el espíritu completamente recargado volví por la misma ruta para dirigirme a Reykjavík la capital de Islandia.

IMG_8829La capital islandesa es grandiosa. La diversidad arquitectónica en todo el casco urbano es casi tan rica como la diversidad geográfica de toda la isla. Un buen abrigo, unas botas y es hora de comenzar la marcha. Aquí coloco algunas fotos de Reykjavík.

IMG_8881

 

 

 

 

 

 

 

 

IMG_8892

IMG_8911

 

 

 

 

 

 

 

IMG_8994

Me enamoré

El círculo dorado es una de las rutas clásicas para hacer desde Reykjavík. En otra entrada abarcaré más sobre el mismo y coloco fotos adicionales.

Para cerrar esta entrada digo que estoy seguro que volveré a visitar Islandia muy pronto, esa isla me dejó enamorado y tengo entre ceja y ceja darle la vuelta por el “Ring Road”. Animo a todo el que sienta curiosidad que se lance a esta tierra mágica de hielo y fuego. El frío es tolerable, NO es tan cara como se nos pinta por internet hasta el cansancio y los islandeses son hermosos. También los es su país y su cultura. Retomando mis viejas andanzas, por aquí os dejo un mapa de la ruta que hice.

2019-03-04

 

 

5 años

Pareciera que fue ayer cuando me adentré en estos lares y aunque últimamente no estoy tan activo, siempre os tengo presente y trato de leeros. Gracias a todos por sus lecturas y comentarios. Yo por el momento me fui a Islandia de vacaciones y a pensar un poco, que lo mío son los inviernos fuertes. Luego os cuento y reseño bien el viaje. Nuevamente gràcies y abrazos grandes para todos.

-Donosti