Un camino diferente

En 2020 octubre 22 – 28 es la Semana de la Conciencia Asexual. Esta campaña se celebra anualmente con el objetivo de educar y hacer visibles a las personas asexuales, arrománticas, demisexuales y gris-asexuales. Durante estos días la comunidad asexual organiza diferentes actividades con los objetivos principales de promover la comprensión, ayudar a los miembros de la comunidad que se sienten solos o perdidos, desmentir los mitos sobre la asexualidad, difundir información sobre la comunidad asexual, ayudar a disminuir el acoso sexual y difundir información de contacto y apoyo a las personas que lo necesitan.

Algunos estudios estadísticos del pasado, señalan que un 1% de la población son personas que no sienten la necesidad de tener relaciones sexuales o en algunos otros casos no sienten atracción sexual hacia las personas, definiéndose así como asexuales. Poco a poco se enmarcaron diferentes ámbitos de la asexuaidad como una orientación sexual por lo cual la asexualidad no respondería a causas o razones.

De forma general no se debe confundir la vida en celibato y el miedo al sexo o a las enfermedades de trasmisión sexual como conductas asexuales. La comunidad asexual entra dentro del colectivo LGBT como una minoría no identificada, considerada por muchos, incluso los propios miembros del colectivo, como personas anormales.

La diferencia principal entre el celibato, la abstinencia sexual y la asexualidad es que las primeras son conductas o creencias personales y religiosas mientras que la asexualidad se considera una orientación sexual de caracter duradero. No obstante, muchos asexuales aún sin sentir la atracción sexual suelen experimentar actividades sexuales por diferentes motivos como los de tener hijos, complacer a una pareja romántica y ceder ante presiones sociales.

Es posible que uno de los puntos que más dificulta la comprensión de la asexualidad sea el hecho de que los asexuales pueden sentir atracción romántica hacia otras personas que pueden ser bien de su mismo género o de cualquier otro género. De acuerdo a la orientación romántica los asexuales se pueden definir como heterorrománticos, homorrománticos o birrománticos.

Pero la senda asexual, como todas, no es una estática, dentro de la comunidad asexual existe una variación significativa de personas que se identifican a sí mismas de diferentes formas. Algunos llaman a un espectro de la asexualidad como grisexualidad que sería un punto medio entre la sexualidad y la asexualidad. Es una zona gris en las cual la persona puede experimentar relaciones sexuales en ciertas ocasiones y bajo circunstancias específicas, en el mundo anglosajón a estas personas se les llama gray-a o gray ace.

Bandera grisexual

Un ambito dentro de la grisexualidad, fuera de la misma para otros, es la demisexualidad. Un demisexual es una persona asexual capaz de sentir una atracción sexual sólo hacia una persona con la cual ha entablado un vínculo personal, emotivo y romántico.

Bandera demisexual

Tambien dentro de la comunidad existen los asexuales arrománticos que no sienten atracción sexual ni atracción romántica hacia las personas.

Bandera arromántica

Muchas comunidades asexuales encontraron una voz en los medios cibernéticos para hacerse visibles ante la sociedad y educar sobre la asexualidad. En este camino se creó la comunidad AVEN (Asexual Visibility and Education Network) fundada en 2001 por David Jay.

David Jay

La web AVEN nos señala que la identificación personal como asexual es un factor decisivo en la asexualidad. También reseña que una minoría de la población se identifica como asexual mientras explora y cuestiona su sexualidad. En la actualidad es cierto que se ha hecho visible la comunidad asexual, pero también es cierto que los llamados nuevos asexuales han creado foros y propagandas en la que suelen “enumerar” requisitos o hacer un quiz para saber si eres o no asexual y brindan una falsa concepción sobre los asexuales que si queremos ayudar y educar a la sociedad.

An ace group marches at the Toronto Pride Parade on June 24, 2018.

Sobre esto que hablo la comunidad AVEN menciona que «la asexualidad es como cualquier otra identidad —en su núcleo, es sólo una palabra que usa la gente para ayudar a descifrarse a sí misma—. Si en algún momento alguien encuentra la palabra asexual útil para describirse a sí misma, los alentamos a usarla por el tiempo que tenga sentido hacerlo».

En el entorno de la comunidad LGBT la asexualidad suele ser uno de los sectores más rezagados debido en gran medida a la incomprensión de la asexualidad. La mayoría de las personas piensa en los asexuales como personas rotas, que han sido víctimas de alguna violación o simplemente como ya señalé, como personas anormales. Es curioso que a medida que la promiscuidad se va viendo más como parte de la cultura y es aceptada en la misma dirección que el poliamor, las triadas, las relaciones abiertas, etc., la asexualidad siga siendo tan difícil de entender.

Desde un punto de vista sociológico entiendo que es más fácil, personal y socialmente hablando, salir del armario como homosexual y no como asexual. Como nos mencionan los miembros de la comunidad AVEN la asexualidad es una orientación sexual que bien puede aparecer desde temprana edad, ser un estado transitorio mientras te defines y conoces como persona o también puede ser un camino diferente que escoges porque así es como mejor te sientes.

En la cultura popular se especula sobre la asexualidad de personajes históricos emblemáticos como Jorge Luis Borges, Salvador Dalí, Adolf Hitler, Isabel I de Inglaterra, entre muchos más. En el mundo literario y cenéfilo han aparecido varios personajes abiertamente asexuales y se ven algunos espectros que dan a entender su asexualidad siendo una temática que aunque no es muy común comienza a ser visible con más frecuencia.

Bandera asexual

A todos los que me leen los invito a ser más comprensivos y tolerantes con las otras personas que no son o no se sientan identificados de la misma forma que usted se siente. El no conocer de algo muchas veces genera temor y burla, el sentimiento de identidad personal es uno que se construye y que es diferente en cada persona. Para muchos de nosotros formar esa identidad no es fácil y cuando la encontramos sólo necesitamos comprensión, en muchas ocasiones lo que encontramos es odio incluso por los que se dicen llamar igual a nosotros. En estos casos, como en muchos otros, sólo nos queda amarnos a nosotros mismos como un arma de defensa propia.

¡Jamás pensé!

Amigos de verdad que jamás pensé que escribiría esta entrada. Y es que llevo años y años (pero muchos años) dando vueltas y vueltas con todas estas letras en mi cabeza y en mis cuadernos y por fin le di forma y aquí me llegó ayer la copia/borrador de la historia que he estado trabajando por años y antes publicaba por aquí de forma semanal. Bueno voy a darle una última revisada y ya pronto espero liberarla en formato físico y electrónico.

A todos los que siempre me animaron a continuar la historia, leyeron alguna epístola y me dejaron un comentario de aliento les quiero dar las gracias y espero que el producto final sea de su agrado. Por motivos un poco evidentes y de seguridad me he visto en la obligación de ir restringiendo y eliminando entradas del blog y les cuento que en la última revisión cambié varias cosas, pero en fin ¡me siento feliz y espero tener más noticias de este tema muy pronto!

Etcétera

Porque nunca he sentido genuinamente el amor de una persona, la sonrisa entre un beso, la mirada entre segundos, el suspiro de un abrazo, el enredo de unos brazos con mi cintura, el mensaje después de la cita, el «te amo» madruguero, el «te extraño» repentino, el apretón infalible y el etcétera después de mencionar los tantos detalles que te aferran a una persona.

Por eso, quizás, entiendo el verdadero concepto del ‘etcétera’.

#AllLivesMatter

I do not usually post in English, but today is different. I will talk about of racism in United States as an American citizen with Caribbean and mixed culture descending. Most people in Europe think in United States like a paradise or a perfect place full of opportunities and progress. Let me tell you that: is lie, a big one lie. As a Puertorican I fell in my own skin a lot of discrimination, even when my skin color is not the darker.

The events in the past days are saddest but let me tell you something more; this is a reality and many Afroamericans, Latins, Hispanic, Gays, and other people, fight with these problems every day. Our system is a big shit and in this moment with the most disastrous president many of the supremacist have a free way to bully and make outrages to all of people that not represent their stupid meaning of a true American.

All days in America, at least, one person suffer discrimination and probably your human right are violated. This is not a joke, is a reality, is our daily bread. Sorry for being destroy your image of America. Like the video says “and if there is a God, they’ll know why it’s so hard to be human.”

P.D. El inglés es mi tercer idioma y hace bastante tiempo que no redacto directamente en inglés, disculpen cualquier error gramatical o de sintaxis.

Arenas del tiempo

AYQhetvYo, como tú,
le he sido infiel a los relojes
y he dejado que la arena del tiempo
se escurra entre mis dedos.
Y he ahí, fíjate,
un lugar perfecto
para reposar tus huesos.

Por eso, a veces,
cuando despiertas
te encuentras llorando y desnudo,
pues en tu cuerpo glacial
siempre tropezarás con mi reflejo
con mis labios en tu pecho
y el ímpetu enredo de mis brazos
alrededor de tu cintura.

A susurros te amo

DecadenceeQueriendo ser nostálgico por el presente encontré el libro que me regalaste y las canciones de los noventa que te dediqué.  También me di cuenta que seguí usando una foto tuya como marcador de libros.

Aquí llevo esta madrugada escribiendo en pasado y enumerándote la vida en pedazos. Perdóname, pero contigo se extinguieron las conclusiones y la muerte me huye, aun cuando no puedo conjugar en futuro junto a ti.

Por eso (a susurros) te amo.

¿Nos definen las ciudades donde vivimos?

El sentimiento de identidad personal es uno complejo y algunos alegan que intrínseco. Este devenir propio, donde nos vamos creando, es uno maleable y está en constante cambio. El tema que expongo hoy, lo he pensado en muchas ocasiones desde temprana edad y de seguro mi yo de catorce años pensaba de una forma muy distinta a mi yo de veintiún años y completamente diferente al que esta escribiendo en estos momentos.

Desde que nacemos enfrentamos un proceso de aprendizaje que, aunque en diferentes escalas, envuelve el amor y orgullo a la patria o al terruño donde nacemos. Sin embargo, no siempre el lugar de nacimiento es el domicilio permanente o el espacio al que amamos y llamamos casa.

Muchos son los casos, como el mío, en que la tierra que nos vio nacer no es la que nos ve crecer. Por múltiples razones y circunstancias algunas personas se desplazan de una ciudad a otra e incluso de un país a otro. En este constante movimiento y por otras causas, como la educación y el crecimiento, vamos forjando esa identidad personal de la que hablo y esos lugares y destinos que forman nuestro entorno de una manera u otra nos van marcando y definiendo.

IMG_3365

En mi caso una ciudad frente al océano Atlántico me vio nacer, otra ciudad a orillas del Mediterráneo guió mis primeros pasos y una ciudad montañosa y brumosa en el Caribe atestiguó mi crecimiento. Sin embargo, mis experiencias en cada uno de estos lugares definió a la persona que soy hoy.

Aunque la ciudad frente al mar que me vio nacer no me vio crecer, cada ocasión que la visito, cada adoquín que piso o aire que respiro en su derredor, la hacen parte de mí y la piel se me pone de gallina de sólo escuchar su nombre en una canción o en un poema. De igual modo, esa ciudad bañada por el Mediterráneo y estas montañas en la que me encuentro ahora y que me despiertan cada día entre frío y nieblas, las hago mías y las amo hasta que duele.

IMG_3256

En esa dirección, llego al punto angular que quiero hablar. Por estudios fui a vivir a una ciudad medieval y no miento cuando les cuento que fue allí donde aprendí a amar y donde me conocí y encontré. Fue ese pueblo enclavado entre el Tajo donde definí mi alma romántica y donde fui realmente yo mismo, sin seudónimos, sin miedos, sin mentiras, simplemente fui y estuve.

IMG_2830

Pero ahí no acabó la cosa, luego toco irme a la capital a escribir un nuevo capítulo y válgame lo que me tocó esos dos años. De una manera especial, pero diferente este nuevo entorno urbano, lleno de trenes, estrés, agobio y muchos amigos, me hizo sentir pleno, pero de una manera diferente al pueblito medieval. Ahora empecé a ser y a estar con otras personas, salí de esa zona íntima y conocí un efecto placebo en una ciudad de la furia que también se me metió entre los huesos y la sentí y la siento muy mía, muy propia muy inherente.

IMG_2478

Al final se acabó y regresé al Caribe, a las montañas y a las brumas. Por ratos voy a ver al mar a la ciudad que me vio nacer. Una vez al año vuelvo a mi pueblito viejo y me doy una escapada a la capital a visitar amigos y a revivir momentos y emociones. A recuperar esos sazones que le dan sabor a mi vida y la hacen más llevadera.

IMG_4240

El otro día hablé con una antigua pasión que tuve y me contó como ahora está viviendo en una ciudad belga que, por su juicio y su excesiva nostalgia, es hostil, ruda y le ha dejado varios sinsabores. Para no enredarme mucho en aguas pasadas que no mueven molinos, le corté rápido, pero sus palabras se han quedado haciendo eco en mi cabeza.

Nuestras experiencias, y cada rincón del mundo que conozcamos, harán de ese espacio uno único en el mundo. Me bastó una vez en Islandia para ser en ella y para estar seguro de que la volveré a visitar. Otro caso mío es Nueva York, estoy seguro de que no me iría a vivir para allá, pero cada año la visito con la misma o más alevosía que el año anterior.

IMG_4527

Hay muchos factores como el clima, los estudios, la resiliencia, los estados de ánimos y un sinfín de agentes que van a marcar y definir nuestra relación con el espacio que vivimos. Está en cada uno desmenuzar esa ciudad, ese suelo, esa muralla o ese cuarto en el que estamos y buscar la forma de hacerlo nuestro y placentero.

Al sol de hoy cargo conmigo muchos trozos del planeta y a una gran mayoría de ellos los he vuelto a visitar. En cada rincón dejo un trozo de mí y me llevo lo bueno de ellos. Y llegé al final de esta entrada con la misma interrogante en la cabeza; cuando me preguntan de dónde soy… qué difícil es contestar con certeza pues de tantos lugares soy y a todos ellos pertenezco.

IMG_2975

Sexenio

IMG_4207¿Pueden creer que ya llevo seis años por estos lares con ustedes? Yo todavía no me lo creo del todo y la verdad es que si agarro mi cuaderno y trazo una raya para anotar los momentos que fueron buenos y los que no, es seguro que el lado izquierdo no deje de crecer.

Aun así aquí voy, y aquí sigo, re-pensándome y casi-casi seguro de que los días negros están siendo llevaderos y que en los venideros iré encontrando la claridad.

Este último año no fue tan bueno y por ahí sigo jugando al béisbol con la atelofobia en la primera base y la ansiedad en la tercera.

Hay muchas cuestiones que tengo en modo “repetición” todos los días; volver al blog de manera activa, leer más, viajar más y lo que creo que es más importante: cambiar de trabajo.

Por acá las cosas están un poco patas arriba. Terremotos a diario, crisis política, año de elecciones, los vengadores de las redes sociales y tantos etcéteras que me dan grima escribirlos, pero que acentúan la longevidad y lo tétrico de este mes de enero que parece tener mil días y al cual sólo quiero despedir y no recordar.

Me puse algunas metas sencillas para este año. Dupliqué mi reto de lectura de “Goodreads”, comenzaré una nueva categoría en el blog; Libro de sombras en donde reseñare un poco mi camino y sincretismo por las religiones antiguas y finalmente espero culminar la edición de Letras del cielo y del infierno y autopublicarlo.

En fin  gracias a todos los que se han sumado en este camino conmigo y espero que como escribí en mi primera entrada:

“…que entiendas cuando te digo que aunque no te conozca, y aunque puede que nunca llegue a verte, a reírme contigo, a llorar contigo o a besarte, te amo, con todo mi corazón…te amo”.

A.

Los 31 en Nueva York

IMG_0323Aquí voy otra vez. Hace algunos años que cumplir años dejó de ser fácil, pero con mi amada Nueva York de fondo y la Oreja de van Gogh en los auriculares, todo resulta más llevadero. El 2020 está por abrazarnos y miento si digo que he encontrado el norte. En el entretanto, aquí les cuento un poco de mi aventura por la gran ciudad.

Empecé, en esta ocasión, solivagando por las calles gélidas de Nueva York, contemplando los rascacielos icónicos mientras ponía dirección a uno de mis templos favoritos el MoMA.

 

Al salir del MoMA continué el recorrido por las calles pasando por la Iglesia de Santo Tomás, el encantador Paley Park, la Catedral de San Patricio, el Rockefeller Plaza, Bryant Park y la Grand Central. Por cuestiones de tiempo no alcancé a llegar la Librería Pública de Nueva York.

IMG_0543Hace muy poco, en una ciudad que pensábamos ya no había cabida para un edificio más, se inauguró The Vessel un punto de referencia y el más nuevo ícono de Nueva York. Se construyó como parte de reurbanización de Hudson Yards. La entrad es gratuita, pero se debe reservar con antelación porque se entra con control de personas y horas, algo fenomenal pues evita que el lugar este sobrecargado y te permite hacer buenas fotos y disfrutar de este encantador lugar. Personalmente debo decir que me sentí como en medio de una sección del Senado Galáctico en Coruscant.

Desde Hudson Yards comencé el circuito del High Line, una antigua red de andenes que ahora fungen como un atractivo parque. Mi consejo es visitarlo cerca de la puesta del sol, las vistas de la ciudad son maravillosas y los colores del ocaso hacen de la vía una de ensueño. A lo largo del recorrido hay muchas instalaciones de arte que hacen todavía más ameno el paseo. El final del High Line coincide con el Museo Whitney de arte americano.

El siguiente día lo comencé visitando la hoy Basílica de San Patricio y antigua Catedral, para seguir con rumbo a otro de mis grandes mitos el Metropolitan Museum of Art. El MET es un museo como ninguno, es para vivir o por lo menos acampar en él, en cada visita que le hago siempre encuentro un rincón que nunca he explorado y nunca deja de sacarme suspiros.

La taquilla al MET incluye la entrada a los Claustros que están un poco apartados en las afueras de Manhattan. Les confieso que hasta el momento no me había aventurado hacia allá y madre mía vaya que me arrepiento de no hacerlo antes. Los Claustros incorporan cinco abadías que reconstruyen el arte y la arquitectura de la Europa Medieval.

Luego del éxtasis de los Claustros caminé y medité un poco por Central Park y puse rumbo a otro de los grandes templos el Salomon R. Guggenheim.

Así recibí los 31 a principios de diciembre; rodeado de museos, luces y mucho frío, en una ciudad invivible, pero insustituible. Nueva York, como algunos saben, es mi Ciudad de la Furia.

Aprovecho la entrada para desearos a todos felices fiestas. Espero que el 2019 se lleve todo este ciclo depresivo en el que llevo inmerso tiempo y estoy deseoso de salir para recuperar el brío y volver a estar activo por estos lares, leeros y recobrar la alegría.

-Donosti

¡Puerto Rico despertó!

img_3606Puerto Rico, Patria mía,
la de los blancos almenares,
la de los verdes palmares,
la de la extensa bahía:

¡Qué hermosa estás en las brumas
del mar que tu playa azota,
como una blanca gaviota
dormida entre las espumas!

En vano, patria, sin calma,
muy lejos de ti suspiro:
yo siempre, siempre te miro
con los ojos de mi alma:

img_3603En vano me trajo Dios
a un suelo extraño y distante:
en vano está el mar de adelante
interpuesto entre los dos:

En vano se alzan los montes
con su manto de neblina:
en vano pardas colinas
me cierran los horizontes:

con un cariño profundo
en ti la mirada fijo:
¡para el amor de tu hijo
no hay distancia en el mundo!

img_3607Y brota a mi deseo
como espléndido miraje,
ornada con el ropaje
del amor con que te veo.

Te miro, si, placentera
de la Isla separada,
como una barquilla anclada
muy cerca de la ribera.

Do el viento sobre las olas
te lleva en son lastimero,
del errante marinero
las sentidas barcarolas;

img_3602Y céfiros voladores
que bajan de tus montañas,
los murmullos de tus cañas,
los perfumes de tus flores.

El mar te guarda, te encierra
en un círculo anchuroso,
y es que el mar está celoso
del cariño de la tierra;

Y yo, patria, que te quiero,
yo que por tu amor deliro,
que lejos de ti suspiro,
que lejos de ti me muero.

img_3617Tengo celos del que mira
tus alboradas serenas,
del que pisa tus arenas,
del que tu aliento respira.

Tu das vida a la doncella
que inspira mi frenesí,
a ella la quiero por ti,
y a ti te quiero por ella.

Ella es la perla brillante,
en tus entrañas formada,
tú, la concha nacarada
que guarda la perla amante.

img_3631Es paloma, que en la loma
lanza su arrullo sentido,
y tu, patria, eres el nido
donde duerme la paloma:

Si yo te vi indiferente,
si mi amor no te decía,
¡ay patria, yo no sabía
lo que es el llorar ausente!

img_3618Mas hoy que te ven mis ojos
de tu mar entre las brumas,
como una ciudad de espuma
forjada por mis antojos:

Hoy que ya sé lo que vales,
hija del sol y del viento,
que helare mi sangre siento
con las brisas invernales;

Hoy diera, en la tierra hispana,
el oro que el mundo encierra,
por un puño de tierra
de mi tierra Borincana.

img_3632

No hay sustantivo ni adjetivo en ningún idioma que exprese lo que mi corazón sintió este día.