No todos los que deambulan están perdidos…

“La sabiduría es una larga consecuencia”


7Ya van meses y poco más desde mi llegada a Madrid. En principio sí que cargaba planes, itinerarios y una lista de motivaciones y deseos. Ahora, en algunos setenta días, me doy cuenta de que el máster me absorbe bastante, actividades como escribir diariamente o interaccionar por las redes sociales y cibernéticas se hace cada vez más difícil.

Es un etapa que me gusta mucho y a la vida doy gracias por darme unos compañeros de estudios que son algo más que meros competidores o politólogos baratos de una facción política en el mundo de la Diplomacia y las Relaciones Internacionales.

La nostalgia me corroe más de lo que esperaba, al final resulta que comienzo a sentir esa extraña sensación de añorar desmesuradamente los días del pasado. He sido el hijo desprendido, la versión contemporánea de la oveja negra o cómo diría mi madre el hijo que más aventuras y dolores de cabeza le ha brindado. Hoy la echo mucho de menos y la llamo a diario así sea para pedirle la bendición o preguntarle por los demás.

Oh la la!

Oh la la!

Madrid, citando a Sabina, es una ciudad invivible, pero insustituible. No hay día en que no siento flechazos o viva en primera persona el amor a primera vista en el metro. Me mude a una tierra de dioses y monstruos, en la que vivo las obsesiones, deseos reprimidos y emociones alocadas a mil por hora.

Ni todo ha sido gris, ni tan naranja. He conocido personas que desearía no haberlo hecho, a las que pienso con rabia y aunque la vida me lo devuelva, les deseo lo peor. Al final, no sé si seré parte de la cura o de la calamidad, dudo mucho del futuro y los planes aunque en teoría se acercan en la práctica me aterran.

Mi confusión no se detiene, mi conocimiento se expande y nuevos lazos me atan a una familia maravillosa que he conocido. He tenido que posponer planes, que detenerme a pensar antes de hablar y a no escupir contra el viento que más pronto que tarde me devuelve el golpe.

Museo del Romanticismo, Madrid

Museo del Romanticismo, Madrid

Mi espíritu romántico se engrandece, he visitado el Museo del Romanticismo en más de cinco ocasiones. Presencie el “desfile nacional” el pasado 12 de octubre y salí aterrado y enfurecido. He vuelto al Museo de América y mantengo mi investigación sobre los prejuicios, racismos y el lavado de cerebro que dicho museo crea y trasmite a la sociedad española.

Universidad de Alcalá

Universidad de Alcalá

Volví a Alcalá de Henares a comenzar la Ruta del Quijote. Esa ciudad tranquila y serena donde con la pinta de cerveza escoges tu tapa y con menos de tres euros acabas satisfecho. Loado sea el Cardenal Cisneros y tuve la dicha de estar en la representación de don Juan Tenorio.

El sol sale cada día con una parsimonia ligera que por ratos me da un dolor grabado, persistente, pero placentero. Mi mundo comienza a llenarse de mares, montes y amigos que me esperan para avanzar y crear nuevas historias y cuentos. Al final mis demonios encuentran un poco de consuelo, efímero y muchas veces orgásmico.

San Lorenzo de El Escorial

San Lorenzo de El Escorial

Otra de las tardes frías del otoño me hicieron regresar a El Escorial y nuevamente asombrarme y quedar extasiado con una de las grandezas más maravillosas del mundo entero. El delirio y el asombro conviven en los muros del Real Monasterio de San Lorenzo de El Escorial y se entremezclan con los restos inertes de monarcas e infantes para dar vida a un cúmulo de fantasmas en blanco y negro con muchas penas que purgar y años de condenación errante.

Catedral de Toledo

Catedral de Toledo

El homicida siempre vuelve a la escena del crimen, así que cómo no iba a regresar a Toledo, ese pueblito viejo de calles pequeñitas que me enseñó a querer. Antigua capital de la Hispania y donde el Tajo y las tres culturas labraron una encanta ciudad digna de Historia, Literatura, Filosofía y Ficción.

Castilla-La Mancha o Castilla la Nueva, recurriendo a los términos contemporáneos, es para mí una de las Comunidades Autónomas más maravillosas e impresionantes. Saliendo de los dogmas e intercalando frases Toledo también fue por los árabes llorada. Until we bleed, me acuerdo y sólo puedo sonreír.

Consuegra, Castilla-La Mancha

Consuegra, Castilla-La Mancha

Acercando las distancia y continuando con el camino de Alonso Quijano me volví a las bermejas tierras de La Mancha y allí confundí Molinos con Gigantes tras semanas sin dormir.

Al final continué por La Mancha y para ya no pasar de los mil caracteres en esta entrada, mejor sólo cuelgo algunas fotos más y dejo las historias para otra ocasión.

Fuentenovilla, Guadalajara

Fuentenovilla, Guadalajara

El cristalino Tajo.

El cristalino Tajo.

Recópolis, Zorita de los Canes.

Recópolis, Zorita de los Canes.

Cementerio Municipal de Pastrana. Qué viva el Romanticismo y la Necrofilia.

Cementerio Municipal de Pastrana. Qué viva el Romanticismo y la Necrofilia.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s