El Libro de los Seres Imaginarios

El Libro de los Seres Imaginarios

El Libro de los Seres Imaginarios

Hoy hice una lectura corta y amena, originalmente publicada como Manual de Zoología Fantástica y posteriormente editado y titulado como El libro de los Seres Imaginarios. Este pequeño libro, 125 páginas, realizado con la colaboración de Jorge Luis Borges y Margarita Guerrero, es un compendio de criaturas consideradas como imaginarias, mitológicas y demoníacas. A manera sencilla y con un vocabulario fresco y accesible ambos autores agruparon los más frecuentes seres mitológicos y semidivinos de las principales religiones, creencias y folclores.

Esta recopilación de seres extraños que han surgido de la invención humana es amplia y atendida con vehemencia por Borges y Guerrero. El paso del tiempo y los espacios en ocasiones hacen que varias culturas compartan ideas recurrentes y similares sobre determinadas criaturas imaginarias. Es muy probable que esto ocurra porque las bestias suelen ser productos de sueños, deseos y miedos que son aplicables a todas las civilizaciones que han existido desde la antigüedad. Por mencionar un ejemplo señalo el del can Cerbero en la mitología griega muy parecido y correspondiente al Garmr escandinavo.

Para algunos de los seres imaginarios los autores citan situaciones reales que pudieron dar origen a que se creara la leyenda y son sustentadas con citas de fuentes primarias. También de manera concreta y concisa se tocan en varias criaturas su evolución en la percepción popular, como es el caso del Basilisco que pasó de ser un pollo a una serpiente y le sustituyeron las plumas por escamas.

Algunas de las criaturas  mencionadas tienen su génesis en las mitologías, las doctrinas y los dogmas. Otras son el resultado de la imaginación y adaptación de grandes autores de libros como Lewis Carroll, Kafka, H.G. Wells o Flaubert. El Libro incluso presenta en uno de los seres imaginarios, un ave, una cosmogonía muy poco estudiada. La misma indica que la Tierra, Erebo, Éter y el Caos nacieron de un huevo puesto por este pájaro que algunos identifican como Cronos y otros como Heracles.

Para cerrar indico que los autores señalan muy acertadamente los prejuicios modernos que en el presente tenemos dado al exceso de criaturas como los dragones. Malinterpretamos el significado y el verdadero origen de estos extraordinarios seres por historias tontas y engoladas del vulgo y el fenómeno best seller. Como bien indicaron los autores en el prólogo, esta obra es una que debe ser continuada y extendida pues el mundo de los seres imaginarios es infinito.

Aunque se me hará difícil, a continuación les presento mis siete seres favoritos mencionados en  el libro:

Arimaspos

Arimaspos

Centauro

Centauro

Lilith

Lilith

Mantícora

Mantícora

Nagas

Nagas

Peritio

Peritio

Simurg

Simurg

Califico este libro con un 5/5.

1914

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s