El magisterio de Grecia ha terminado

Lección: IX

La muerte de los griegos

La muerte de los griegos

Los clásiaicos

Los clásicos clasicaicos

Lección filosófica breve y concisa. Comencemos entonces con René Descartes, en sus palabras nos dice:

“Los griegos no son clásicos; son arcaicos, pero eso sí, siempre maravillosos”.

El planteamiento de Descartes lleva a una serie de conjeturas y planteamientos sobre la epistemología, tomando la barca de las verdades y las creencias para llegar al conocimiento. Sin embargo, es quizás una cuestión más etimológica la que se debe atender, pues si no son clásicos como es que tenemos un Periodo Clásico, un Clasicismo y si fuera poco un Neoclasicismo. Es un hito que no sólo afecta a la filosofía, también a las artes, humanidades, la historia, incluso a las ciencias.

Mejor, antes de abordar con Caronte, dejemos el acervo de que los antiguos filósofos son nuestros pedagogos y vamos a convertirlos en nuestros amigos. Así que como son nuestros colegas vamos a conversar con ellos y a contradecirlos en lo más esencial.

Caballo marrón, marrón caballo

Caballo marrón, marrón caballo

El camino de la vida se inicia de la mano de la subjetividad; percepciones, argumentos y todo el conocimiento aprendido y reproducido sobre la base de los propios puntos de vista. Ahora bien, hay una sencilla pregunta en el tablero que merece la pena atender: ¿Qué idea del ser de las cosas nos haríamos antes de descubrir la subjetividad? Analizando la imagen de la derecha. Sucede “algo” que denota incongruencia en el devenir de las cosas. ¿Qué ocurre en la comutatividad que hace correcto la oración el caballo es marrón, pero incorrecto Marrón es caballo?

El Caballo

El Caballo

Hay que adentrarse en el mundo de las ideas, que tantas horas sirvió de debates a los nuevos camaradas. Es una cuestión de idea contra esencia. En el camino de la vida y muy atados a la subjetividad, de forma innata se adquieren conocimientos que son reproducidos y reproducidos y reproducidos, pero no pensados.

La respuesta a la pregunta anterior, es que marrón es una característica mientras que caballo es una idea. Esa aclaración, y como presenta la imagen de la izquierda, marca una acentuada diferencia entre [es] y [ser]. Caballo es una idea del ser que se tiene en la psiquis y aunque existen una infinidad de modelos se reconoce la idea. En contra parte marrón es una cualidad o adjetivo que no es aplicable a todas las ideas de caballo.

El ser griego

El ser griego

Antes de continuar el viaje llega la pregunta; ¿qué es el ser? Aquí los filósofos debaten y no todos culminan conciliados. La lista de compañeros es extensa y no pretendo cubrirlos a todos sino a los más “arcaicos,” en ese sentido la primera definición que presento es la del ser como algo substancial, inmóvil e invariable, definición aceptada por muchos incluso hasta nuestros días. Sin embargo, en la tercera generación de nuestros queridos amigos, Aritóteles añadió el concepto de Dios al ser, siendo algo que mueve, pero que no se mueve. En el diagrama de la derecha doy mi interpretación visual sobre estas definiciones, continuando con el ejemplo del caballo.

Ahora, antes de entrar a discutir otro ejemplo, analicemos la famosa frase de René Descartes:

“Yo pienso, luego existo”

La nueva cuestión que dejo latente es ¿podemos existir y luego pensar?

René Descartes

René Descartes

El último planteamiento que exploro en esta entrada es el idealismo. La corriente idealista suspende las creencias en la realidad exterior a la mente. El mundo exterior no existe aparte de mi darme cuenta. Concluye entonces que el mundo exterior no existe en el mundo, sino en mi darme cuenta.  El dilema del idealismo es ¿dónde colocar el darme cuenta? Se presentan tres posibilidades, dentro de:

  • el pensamiento
  • mi mente
Teatro

Teatro

Todo este retruécano lo vamos a analizar con un ejemplo; el teatro. Buscando una definición al azar sobre teatro encontramos que: teatro sólo es una habitación con cortinas azules con una altura por un ancho.

Dentro o fuera de mí

Dentro o fuera de mí

La pregunta ahora es ¿dónde está el teatro? El idealismo solo presenta dos posibilidades; dentro o fuera de mí. Para poder contestar a esta pregunta tenemos que hacer un análisis. El teatro es el contenido de la conciencia mental, si forma parte de mí podemos decir que mi yo y mi pensamiento tiene metros de alto por ancho, son extensos y tienen un pedazo azul.

Por otro lado nuevos colegas corrigen la expresión, ahora teatro-contenido de la conciencia mental, es sólo el contenido de mi pensamiento o mi pensar sobre la imagen o el imaginar el teatro. Seguimos teniendo un problema, pues yo soy yo y mi imaginar.

El teatro y yo

El teatro y yo

Entonces volvemos a la pregunta: ¿Dónde está el teatro? Amigos contemporáneos como José Ortega y Gasset nos indican que el teatro está junto a nosotros, ni dentro ni fuera. Yo soy quien ahora ve el teatro y él es lo que ahora yo veo. Volvamos a la raíz; sin objetos no hay sujetos. El error del idealismo fue convertirse en subjetividad; los objetos están si yo los pienso, pero pensar depende también de los objetos.

Como conclusiones, es ridículo decir que yo soy azul porque veo objetos azules y decir que el objeto azul es parte de mi yo porque yo lo veo. Se necesita corregir el punto de partida de la filosofía. No es si existe el pensamiento y yo pensante existo, es que existe él uno junto al otro sin posible separación.Yo soy el que ve al mundo y el mundo es lo visto por mí. Yo soy para el mundo y el mundo es para mí. Si no hay cosas que ver, pensar e imaginar , yo no existiría.

Lo esencial, se logra con nueva posturas, depurando la vieja tesis idealista, pero sin olvidar que toda superación es conservación. La verdad es que existo yo, con mi mundo y en mi mundo. La realidad primordial, lo que nos es dado es la vida.

La filosofía es antes filosofar y filosofar es indiscutiblemente vivir. Vivir es lo que nadie puede hacer por mí, es algo intransferible. Por primera vez la filosofía parte de algo que no es abstracción. La filosofía detrás de sí misma se ve como forma de vida (meditación de nuestra vida).

“…todo lo que durante esta lección de hoy les habrá parecido difícil de entender , es un juego de palabras, que han pensando innumerables veces…es tan claro que al oírlo van a tocar el secreto de la vida de cada cual. Se va a revelar un secreto, la vida es un secreto.”

-José Ortega y Gasset

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s