El Renacimiento Nórdico, Protorrenacimiento o Gótico Tardío

Uomo_ Vitruviano

Uomo_ Vitruviano

En las ciudades de Florencia y Roma, y por casi toda la península itálica, llegó una nueva visión de mundo que como todas, vino acompañada de una filosofía de vida diferente e innovadora con relación a las ideas medievales. Fue así como el Renacimiento comenzó a dar vestigios por la costas tirrenas y adriáticas.

En los aspectos sociales fomentó la educación humanista e interdisciplinaria, con base en los textos clásicos grecorromanos. Se buscó en adición convertir al hombre en el Uomo Universale. El mundo de las artes entró en rigurosos cánones estéticos y rescató los valores culturales de las antiguas Grecia y Roma, motivo por el cual se llamó al movimiento Renacimiento.

Los Alpes

Los Alpes

Mientras esto pasaba, incluso desde algunos años antes, una nueva perspectiva sobre la realidad se manifestó en los países del norte de Europa. Muchos historiadores del arte utilizan términos como Protorrenacimiento, Renacimiento Nórdico y Gótico Tardío, para llamar a esta corriente artística. Cabe señalar que el Renacimiento Italiano creó obras con proporciones más realistas, alejándose por completo de las desmesuradas desproporciones del arte medieval y trayendo consigo el gusto por la perspectiva central.

Sin embargo, la realidad artística del Renacimiento Italiano respondió más al ideal de belleza clásico.  El Renacimiento Nórdico, en contraparte, pretendió crear un arte fiel a la Naturaleza, elaborando cuadros que casi parecen cuentos de hadas en donde la escala y la proporción son manejadas a la voluntad del artista, pero sin perder la perspectiva de la realidad. Podemos utilizar pues a los Alpes como una frontera entre dos renacimientos con objetivos comunes, pero con muchas diferencias visuales.

Región de Flandes

Región de Flandes

Más allá de los Alpes, a mi criterio, fue Flandes la ciudad equivalente a la Florencia de la Toscana. La región flamenca poco tenía que envidiar a las ciudades y ducados italianos. A nivel social y económico gozó de orden político y poder monetario.

Importantes familias también fomentaron las artes y la educación, tomando a artistas y jóvenes promesas como pupilos. Analizando las relaciones europeas de los años 1400’s, y excluyendo la península ibérica donde el Renacimiento tardó un poco más en llegar, la realidad es que el Protorrenacimiento Nórdico fue de mayor influencia que el tan alabado y estudiado Renacimiento Italiano.

Las relaciones diplomáticas y la cercanía territorial de Flandes con el Sacro Imperio Germánico, propiciaron más artistas flamencos en las cortes y territorios germanos, por lo tanto más influencia flamenca que italiana. En Gran Bretaña, aunque también tardó en surgir el Renacimiento Inglés, fueron más los artistas flamencos que se instalaron en Calais y cruzaron el canal de la Mancha llegando a las cortes inglesas, como ya mencioné en (Retratos flamencos en la corte inglesa). Incluso se debate sobre la previa existencia de artistas nórdicos en Polonia, antes de la llegada de los artistas florentinos que dieron inicio al Renacimiento Polaco.

Jan van Eyck, La virgen del Canciller Rolin. c. 1435.

Jan van Eyck, La virgen del Canciller Rolin. c. 1435.

La pintura flamenca es una muy particular y con un amplio lenguaje propio. El postulado de definir la belleza afín con la naturaleza muestra entonces que es en el arte nórdico donde se encuentra la raíz principal del Realismo y su evolución al Naturalismo. Tampoco se debe pasar por alto que fue en Flandes donde se elaboró la técnica del óleo, permitiéndole a los artistas un secado más lento que a su vez logra un mejor desempeño en la pintura y abre una nueva gamma de colores y tonalidades.

El Maestro de Flémalle, Anunciación. s. XV.

El Maestro de Flémalle, Anunciación. s. XV.

En mi opinión, el Renacimiento Nórdico elaboró un camino impresionante del cual se nutrieron muchas de las futuras corrientes y estilos artísticos. Una de las figuras más destacadas en la historia de la pintura flamenca y el Gótico Tardío fue Jan van Eyck, un extraordinario artista, y autor de mi obra de arte favorita, al que estudiaré en la siguiente publicación pues merece una entrada dedicada sólo a él.

Un pensamiento en “El Renacimiento Nórdico, Protorrenacimiento o Gótico Tardío

  1. Pingback: El matrimonio Arnolfini – Jan van Eyck | Un Robinson en una isla desierta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s