Dallas Buyers Club (2013)

Dallas Buyers Club Poster

Dallas Buyers Club Poster

Titulada en algunos países hispanos como El club de los desahuciados, esta película biográfica presenta la vida del vaquero, drogadicto y homófobo Ron Woodroof. Para el 1992 Ron fue protagonista de extensos reportajes y demandas por usar y vender fármacos y tratamientos contra el VIH que proporcionaron una mejor calidad de vida, e incluso un lapso de vida mayor a los diagnósticos de los doctores, pero que no estaban autorizados por la Administración de Alimentos y Medicamentos, FDA  por sus siglas en inglés.

La película da inicio con el diagnóstico de SIDA a Ron Woodroof y la noticia de que vivirá unos aproximados 30 días. Es visible la reacción clásica  de los años ochenta ante estas nuevas; acusar a los doctores de mentirosos y decir que los resultados han sido confundido con los de otra persona.

También se presenta una tendencia que sobrevive hasta nuestros días; el VIH y su evolución al SIDA son enfermedades exclusivas de los homosexuales. Aun cuando un heterosexual es contagiado su círculo de amistades lo tratan de raro y maricón. El machismo no sólo es apreciable en esa conducta, sino también en situaciones como el desprecio a la figura femenina de la Dra. Eve, según se creía la mujer era inferior e incapaz de llegar a ser una doctora.

Sin embargo, más allá de las críticas sociales a la homofobia y el machismo, lo realmente impactante es ver como se trafica con la salud tal y como se hace con las drogas ilícitas. Nos es algo revelador, puesto que muchas personas se mantienen al día con lecturas y noticias internacionales que van más allá de los diarios nacionales de sus países. Dallas Buyers Club, presenta a los humanos utilizados como conejillos de india, en la mayoría de los casos violando todos los derechos humanos. También muestra la lucha que enfrentan muchos de los doctores y estudiantes de medicina entre hacer lo correcto o dejarse seducir e intimidar por el poder y el dinero.

El punto impactante de la película llega al enseñar como otros tratamientos y fármacos son más efectivos contra enfermedades y el gobierno por no destruir grandes empresas y corporaciones simplemente se hace de la vista larga, omite información e incluso continúa con proyectos nocivos para los ciudadanos. El negocio de la salud no es noticia, sabemos que muchos alimentos y suplementos son efectivos para trabajar enfermedades como el cáncer, pero se quedan en “remedios caseros” o “ayudas de curanderos” ya que al gobierno no le conviene acabar con empresas dedicadas a supuestas búsquedas de una cura.

Cuba, Canadá y Rusia han mostrado grandes adelantos en la lucha contra el cáncer y el VIH, mientras grandes gobiernos como el estadounidense clasifica la información como secreto de estado o le cierran los caminos a naciones enemigas para impedirle elaborar y concluir los proyectos. Nos encontramos en un ciclo de corporaciones y fundaciones buscando una cura que no consiguen y rechazando la ayuda del vecino por prejuicios y asuntos económicos. Mientras este ciclo continúa con su repetición a diario varias personas fallecen por causa de “enfermedades terminales,”  logrando sólo el lucro de un sector y el sufrimiento de miles.

Califico esta película con un 10/10.

Un pensamiento en “Dallas Buyers Club (2013)

  1. Pingback: The Normal Heart – 2014 | Mazorca triste con pelo largo de otra cosecha

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s